Actividades al aire libre con medidas de seguridad COVID
facebook
twitter
youtube
instagram
tripadvisor
mejores vías ferratas en España

¿Cuáles son las mejores vías ferratas en España?

En Toyo Aventura hacemos un recorrido por las mejores vías ferratas en España. Si eres aficionado a las montañas y la aventura, esta información te interesa. Aquí te mostramos algunas rutas para visitar dentro del país.

¿Qué es una vía ferrata?

Las vías ferratas son recorridos de montaña que transcurre entre paredes, rocas, acantilados e incluye progresiones verticales y horizontales. A lo largo de la ruta hay elementos artificiales que permiten avanzar de forma segura.

Los elementos que te encuentras a lo largo de la vía ferrata dependen de cada ruta. Pero pueden ser grapas (los más comunes), peldaños, puentes colgantes, puentes monos y tibetanos, tirolinas, etc.

Esta modalidad de deporte de aventura es similar a la escalada, pero gracias a estos elementos es más fácil franquear las paredes de la montaña. Además, permiten llegar a lugares que de otra manera no sería posible.

Para garantizar la seguridad de los usuarios, durante todo el recorrido hay un cable de vida al que permanecen anclados mediante mosquetones, arnés y un disipador.

Los principiantes irán con un guía que les mostrará el camino y la forma de progresar. Sin embargo, es importante entender que cada uno debe cuidar su seguridad. Si sigue las instrucciones como se le indique, estará anclado al cable de vida todo el tiempo y protegido en caso de caída.

Uno de los pasos a entender es que cada ciertos metros hay que superar los anclajes del cable de vida. Para hacerlo, se suelta uno de los mosquetones y se sujeta a la siguiente sección. Después se hace lo mismo con el otro mosquetón. La clave está en que siempre debe estar al menos uno de los mosquetones sujetos al cable.

Para superar las rutas es necesario estar en buenas condiciones físicas, aunque hay algunas sencillas y que pueden hacer incluso niños. Hay que estar concentrados todo el tiempo y disfrutar el momento.

En las vías ferratas el objetivo no es llegar a la cima, sino disfrutar las vistas durante todo el camino y vivir la aventura.

vias ferratas en españa

¿Cómo se clasifican las vías ferratas?

Existen dos tipos de vía ferrata. Por una parte están las clásicas, que son recorridos por la parte más sencilla de la ruta y, por lo general, buscan la cumbre. Mientras que las deportivas se enfocan en caminos más complejos y con más equipamientos.

La clasificación que acabamos de mencionar es de acuerdo al tipo de la ruta. Pero, según la dificultad se agrupan de acuerdo a la siguiente escala:

  • K1: rutas fáciles.
  • K2: poco difíciles.
  • K3: algo difíciles.
  • K4: difíciles.
  • K5: muy difíciles.
  • K6: extremadamente difíciles.

Cada uno de estos niveles exige tener más fuerza y resistencia que el anterior. Además, tienen más elementos durante el recorrido. Si nunca has hecho una vía ferrata lo mejor es comenzar por una ruta K1 e ir avanzando en dificultad. 

De esta manera vas sumando experiencia y te vas preparando para hacer recorridos más complejos.

En España hay opciones para todos, desde rutas fáciles como Fondón, en Almería, hasta Feliz Navidad, en Lérida, calificada como K6. 

¿Qué se necesita para hacer una vía ferrata?

Hacer una vía ferrata implica riesgos, por lo que hay que asegurarse de tener todo el equipo de seguridad para prevenir caídas y lesiones. Cuando vas con un guía, alquilas todos los implementos que debes llevar. Aún así, es importante que conozcas qué es lo que se requiere.

El equipo de seguridad básico está compuesto por un arnés homologado. A este se une el disipador de energía, que es una cinta que absorbe la energía en caso de caída, lo que ayudará a prevenir lesiones.

El disipador debe tener dos cabos, en los que se colocan los mosquetones que se sujetan a la línea de vida. Es importante que estos se deslicen bien por el cable para facilitar el recorrido.

Todos los participantes deben llevar también casco. Además, se recomienda el uso de guantes sin dedo para que sea más cómodo sujetarte de los cables y grapas.

En cuanto a la vestimenta, lleva ropa cómoda y que esté acorde a la estación del año. Es importante que sea ligera y te proteja del sol. Asimismo, lleva botas o zapatillas de montaña que sean ligeras y tengan buen agarre.

Para disfrutar de las mejores vías ferratas en España lleva algo de refrigerio y agua para hidratarte. Lo ideal son frutas y frutos secos, que no ocupan mucho espacio y no pesan mucho. Esto irá en una mochila, que debe ser ligera y sujetarse bien al cuerpo.

Aparte de todo el equipo necesario, debes llevar ganas de vivir esta aventura y, sobre todo, seguir las instrucciones que te indiquen.

No es un deporte apto para personas que sufran de vértigo, pero completar los recorridos -aunque sean sencillos- te harán ganar seguridad. Además, muchas rutas tienen salidas de escape, en caso de que algún usuario quiera abandonar la ruta antes del final.

equipo de seguridad vía ferrata

¿Cuántas vías ferratas hay en España?

En toda Europa hay vías ferratas de las que puedes disfrutar, en España se cuentan alrededor de 230. Como mencionamos antes, en el país hay recorridos para todos los niveles.

Las primeras vías ferratas de las que se tiene referencia en España son las de Cotatuero, en el Valle de Ordesa, que se instalaron en 1881. También la del Canal de Palomo en Sierra de Guara, que data de 1954, según refiere Oronda Natura.

Pero fue en 1990 cuando se instaló la primera vía ferrata moderna, esta es la Teresina, que se encuentra en Cataluña.

Mejores vías ferratas en España

Si quieres comenzar a disfrutar de esta modalidad, te presentamos algunas de las rutas disponibles en España. Toma nota de ellas y recuerda elegir de acuerdo a tu nivel experiencia y condición física.

Santa Elena de Biescas

Está ubicada en Aragón y es un recorrido bastante corto y sencillo, clasificado como K1. La ubicamos entre las mejores porque es una gran alternativa para iniciarse. Durante el recorrido encontrarás varios atractivos, pero el principal es la cueva convertida en la ermita de Santa Elena al final del recorrido. También hay un búnker y trincheras de la Guerra Civil.

La Trona

Es otra vía ferrata sencilla, catalogada como K2. Se localiza en La Mussara, Cataluña. Para completar la vía hay que recorrer 90 metros. Incluye ascenso con grapas, puente nepalí y descenso en rapel.

Almadenes

Se encuentra en Murcia y es otra alternativa para hacer tus primeros recorridos en vías ferratas. Tiene un nivel K2 y comienza con un descenso y pasa por un puente colgante sobre el río Segura. Durante este recorrido disfrutarás de las mejores vistas del cañón Almadenes.

Tajo de Ronda

Es una de las vías más antiguas en España, ya que parte del equipamiento se instaló en 1936 y aún hoy se aprovecha. Se encuentra en la Serranía de Ronda, en Málaga, e incluye pasos por grapas, clavos y pasamanos. Está calificada como K1.

Cala del Moli

Ubicada en Sant Feliu de Guíxols, Girona, es una vía ferrata muy particular, ya que pasa por acantilados sobre el mar, siendo la única en Europa. Tiene clasificación K3 y cuenta con un equipamiento que incluye cinco puentes colgantes, tres de ellos tibetanos y uno nepalí.

Benaoján

También se encuentra en la Serranía de Ronda, pero esta es de nivel K3. Es la más antigua de la serranía y también una de las más bonitas. El puente tibetano y el desplomado son los tramos de mayor dificultad.

Valdeón

Está en el Parque Nacional de los Picos de Europa, en la cordillera Cantábrica. Es una de las más recientes en el país, ya que se inauguró en 2016, pero es la primera dentro del parque. Tiene un recorrido exigente que la califica como de dificultad K4.

Feliz Navidad

Se encuentra en Lleida y de las vías ferratas en España es la más compleja. Son 110 metros de recorrido muy técnico, con un primer tramo difícil. Hay que tener experiencia para hacer este recorrido calificado como K6 y que incluye escalada y péndulos.

dificultad vía ferrata

Vías ferratas en Almería

  • Fondón

Tiene clasificación K1. Incluye un tramo de ascenso vertical con poca pendiente, un puente tibetano y, al final, una tirolina de 50 metros.

  • Barranco de Carcuaz

Catalogada como K4 es la vía ferrata de mayor dificultad en Almería, está ubicada en la Sierra de Gador. El recorrido es de 120 metros, con desnivel de 65 metros. Comienza con un ascenso que es el tramo más complicado. Luego hay que cruzar un puente tibetano y bajar por una línea de rapel.

  • Tajo Los Vados

También es de dificultad K4, está ubicada en Granada, en la zona de escalada Los Vados. El recorrido es de 400 metros, lo que la hace una de las más altas, y 250 metros de desnivel.

¿Cuál es la ferrata más difícil de España?

De los recorridos que mencionamos, el que está clasificado como el más complicado en España es el de Feliz Navidad. Esta vía tiene 110 metros de altura, con secciones que exigen a los visitantes tener fuerza y resistencia física para superarlas.

¿Qué otras rutas crees que debemos agregar a esta lista de las mejores vías ferratas en España?

Autor

Por adminToyo / Administrator, bbp_keymaster

conectado Mar 22, 2022

Sin Comentarios

Enviar Respuesta

Abrir chat